¿Conoces los síntomas de la fiebre del soldador?

95 415 05 97
¿Conoces los síntomas de la fiebre  del soldador?

En diferentes ocasiones nos hemos referido en este blog a los riesgos derivados del uso de las máquinas de soldadura en Badajoz así como del equipamiento a utilizar y las medidas de seguridad que hay tomar al realizar este tipo de actividades. Queremos volver sobre el tema centrándonos, en esta ocasión en un problema muy común que suelen padecer los soldadores novatos o quienes se reincorporan al trabajo tras haber estado una larga temporada de inactividad.

La fiebre del soldador, pues es el nombre común que recibe este padecimiento, es una enfermedad benigna y de corta duración cuyos síntomas pueden llegarse a confundir en muchas ocasiones con los de una simple gripe: fiebre, dolor de cabeza y de las articulaciones, somnolencia, escalofríos y, en ocasiones, diarrea. Los síntomas suelen desaparecer transcurridas entre 24 y 48 horas de su aparición. Se supone que esta fiebre aparece en el proceso de adaptación del organismo del soldador a las emanaciones de gases metálicos producidos con las máquinas de soldadura en Badajoz. Y que el trabajador está utilizando los elementos de protección personal a los que le obliga la normativa.

La soldadura, sea cual sea el método que utilicemos, emite unos gases y vapores con alto contenido de partículas metálicas como zinc, cadmio, cobre, magnesio… hasta el punto que, un solador, si no contase con la protección necesaria, podría inhalar hasta 100 gramos anuales de partículas metálicas, lo que supondría un riesgo muy elevado de sufrir daños muy graves en las vías respiratorias, los pulmones y el sistema nervioso.

Dada la gravedad de las posibles consecuencias, desde Dikesol queremos insistir nuevamente en la importancia de la correcta utilización de las medidas de protección personal en este tipo de trabajos.

haz clic para copiar mailmail copiado